Category: Temazcal para toda la familia


 

 

 

TALLER DE CONSTRUCCION DE TU TAMBOR CEREMONIAL

SABADO 30 DE SEPTIEMBRE 8 AM – 9 PM

¡Suma Pinta, y Teokalli Casa del Espiritu te invitamos a este maravilloso encuentro! 

Construir tu propio tambor es entrar en contacto con la sabiduría ancestral, buscar la fuerza y la inspiración en nuestro corazón y hacer nacer en nuestra realidad un instrumento de poder, un compañero y un maestro. 
Traer a la vida un tambor es como el nacimiento de una fuerza magnífica en nuestra realidad. El tambor tiene una medicina poderosa y profunda, capaz de tocar el alma. 
Cada tambor es único, así como nosotros. Cuanto más entramos en sintonía con él, más revelaciones nos serán mostradas.

OBJETIVOS DEL TALLER 
• Elaborar tu tambor ceremonial. 
• Aprender a meditar con el pulso del tambor. 
• Durante el proceso de tejido, entrar en una profunda conexión de aliento de vida con este instrumento que está por nacer, 
es un proceso creativo y de introspección donde se requiere toda la atención, paciencia y templanza.

Puedes escoger entre elaborar un tambor de 8 o de 13 lados. Los materiales son importados de muy alta calidad y excelentes acabados, que garantizan un producto final de alta durabilidad, resonancia y estética

EL TALLER INCLUYE TODOS LOS MATERIALES, ALMUERZO, 2 REFRIGERIOS Y TEMAZCAL CON LA ABUELA GLORIA EL DOMINGO 1 OCT 10 AM

– MARCO DE PINO CANADIENSE DE 40CM DE DIAMETRO (PUEDES ELEGIR DE 13 O DE 8 LADOS HASTA EL 15 DE SEPT)
-PIEL DE BUFALO
-BAQUETA
-MEMORIAS

LUGAR: TEOKALLI, SANTA ELENA NUEVA SEDE VEREDA BARROBLANCO SECTOR EL ROSARIO PARTE BAJA MAPA https://goo.gl/maps/8GQqVs6MiHL2

COSTO $250 MIL, SE SEPARA EL CUPO CON EL 50% DEPOSITANDO EN CUENTA DE AHORROS BANCOLOMBIA 10052230313 (APP) Y ENVIANDO COMPROBANTE POR EMAIL O WHATSAPP CON TODOS SUS DATOS HASTA EL DIA 20 DE SEPTIEMBRE, DESPUES DE ESTA FECHA SE DEPOSITA EL 100%
EL CUPO ES LIMITADO

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •   
  •  
  •  
  •  

LECTURA DEL TONAL

ES LA LECTURA DE LAS ENERGIAS QUE ESTAN PRESENTES EN TI Y TE CARACTERIZAN

El conocimiento de las energías cósmicas universales que se conjuntaron en el momento de tu nacimiento!!

Que es Tonalamatl?

En la gran Tenochtitlan, cuna de la civilización Azteca, cuando un nuevo miembro ingresaba a la comunidad era presentado ante el “Tonalpouhque” que era aquella persona que conocía la dinámica del tiempo y las energías que se manifestaban en cada elemento del calendario en un día determinado.

El “Tonalpouhque” era un conocedor de los “Amoxtin” o libros sagrados, hoy conocidos como códices. En estos “Amoxtin” se plasmaban las energías y los acompañantes siderales, terrenales, diurnos y nocturnos que se manifiestan en la cuenta del tiempo. A este conjunto de elementos se les da el nombre de “Tonalamatl” que es la cuenta de las energías sagradas de nacimiento.

Con base en el “Tonalamatl” era que se le asignaba el nombre al nuevo miembro de la comunidad y a los padres se le hablaba de su destino en cuanto a las habilidades que podía desarrollar por las energías que lo acompañaban desde su nacimiento.

Partiendo de nuestra herencia sagrada es como hemos llegado a conocer que cada uno de nosotros es acompañado de determinado conjunto de energías que son impregnadas en nosotros el día en que se asoma al mundo nuestra vida. Conocer nuestras sagradas energías de nacimiento nos permite conocer mas de nosotros al saber con qué energías estamos conectados y también saber cuáles son las características de personalidad que mas debemos pulir para  ascender un peldaño en nuestro camino evolutivo.

En estos tiempos en los que se ha hecho evidente la falta de conexión con el cosmos y con la Tierra es tarea fundamental que comencemos a  formar un verdadero rostro y corazón. Es el tiempo en el que cada uno de nosotros necesita recibir su nombre cósmico y comience a vibrar con él  para reintegrarse a la búsqueda de sí mismo y de lo que nos rodea.

Hoy día existen los “Amoxtin” o libros sagrados para que con ellos basados en nuestra fecha y hora de nacimiento conozcamos nuestras  venerables energías y saber cuál es nuestro verdadero nombre, el nombre cósmico. Vibrar con él nos lleva a reencontrarnos de una  manera mas armonizada e integrada con todo lo que nos rodea.

PARA REALIZAR TU LECTURA CONTACTAR A: ABUELA GLORIA TEL 5382868  -3155727540 – teokalicasadelespiritu@gmail.com

EL ESTUDIO TIENE UN COSTO DE $90.000 PARA ENTREGAR EN TEOKALLI SEDE CENTRO EN MEDELLIN, O SI LO PREFIERE EN SANTA ELENA.

SE ENTREGA PERSONALMENTE, EL ANALISIS DE LA LECTURA Y LAS IMAGENES DE LOS CODICES EN CD, O SI ESTAS FUERA DE MEDELLIN, SE TE ENVIA POR EMAIL o MENSAJERIA ADICIONANDO EL COSTO DEL FLETE

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •   
  •  
  •  
  •  

piedra del solDescubrimiento de la Piedra del Sol. 17 de diciembre de 1790.

INTRODUCCIÓN

La Piedra del Sol es un monolito que sintetizó el conocimiento astronómico que los antiguos mexicanos habían desarrollado hasta antes de la conquista española. La piedra fue localizada “circunstancialmente” a finales del siglo XVIII en el costado sur de la Plaza Mayor de la ciudad de México, donde había sido depositada con el relieve hacia abajo y cuidadosamente enterrada para no ser destruida por los evangelizadores españoles durante el periodo colonial. Según el arqueólogo Felipe Solís, “los sobrevivientes a la hecatombe protegieron su diseño con una capa de cenizas volcánicas o arena, con lo que la salvaron de una inminente destrucción.”[2]

 

Pero la fecha exacta de su descubrimiento, el 17 de diciembre de 1790, pone en evidencia que su resurgimiento de las entrañas de la tierra fue un acontecimiento magistralmente planeado, ya que en esa fecha comenzaba el año trece carrizo. El símbolo colocado en la parte superior del Calendario Azteca.

!3-carrizo. Símbolo ubicado en la parte superior de la piedra del Sol.

La Piedra del Sol vino a ser un elemento fundamental que anunciaba el retorno del pasado indígena a la nueva cultura mestiza que durante el proceso de independencia sirvió a los estudiosos del pasado indígena como fuente de símbolos prehispánicos que se incorporaron a la nueva identidad mexicana en proceso de construcción.

En distintas épocas la piedra ha sido colocada en diversos sitios, entre ellos el exterior de la pared poniente de la catedral metropolitana. Actualmente se exhibe en la sala Mexica del Museo Nacional de Antropología e Historia, ubicado en el conjunto del Bosque de Chapultepec; y por el lugar que ocupa al interior de la sala, se le puede considerar la pieza más importante.

La información que existe sobre esta creación escultórica está dispersa y no es precisa en cuanto a la manera en que los antiguos mexicanos computaban el tiempo.

Nuestros antepasados estructuraban sus calendarios con fines prácticos (para la agricultura), y con fines astronómicos, los cuales en conjunto daban la pauta para la elaboración de sus complejos ritos que hasta hoy día están presentes, mezclados con el culto católico, producto del inevitable sincretismo cultural, constituyen una poderosa fuerza vital del México profundo.

La Piedra del Sol fue esculpida en piedra volcánica por Axayacatl, emperador azteca, que entre guerra y guerra pudo terminarla e inaugurarla en una solemne ceremonia poco antes de morir en el año de 1481. En esta piedra también se sintetizó de manera magistral la concepción cosmogónica del tiempo cíclico que habían descubierto los antiguos habitantes, gracias a su profundo conocimiento de la astronomía. El Sol, los planetas Venus y Tierra, con su satélite, la Luna, fueron los astros directamente implicados en este tejido astronómico grabado en el majestuoso monolito.

Vista por primera vez, la piedra es un gran círculo decorado con numerosos símbolos. Si nos acercamos para observar mejor la escultura es evidente visualizar las cinco eras cosmogónicas consignadas en los textos indígenas del siglo XVI y en los códices prehispánicos. La del quinto Sol, la de movimiento, llamado nahui ollin, es la edad cósmica de mayor dimensión representada en este monolito. Esta primera observación ya deja entrever que cada uno de los símbolos que se encuentran en esta piedra contiene significado cronológico.

En una segunda observación vemos en el primer anillo de la Piedra del Sol los veinte días con los que se formaba el calendario prehispánico, y esto es otra señal que nos manifiesta su asociación con el tonalpohualli, el calendario sagrado de los antiguos mexicanos.

La presencia de ocho rayos del Sol y el símbolo del año xihuitl, es un detonante que confirma, con toda seguridad, que en esta rueda hay periodos astronómicos vinculados a la sistematización del tiempo en un calendario, pues, como se sabe, ocho años corresponden a cinco revoluciones sinódicas de Venus, planeta muy observado por los pueblos del área mesoamericana, dado que estaba ligado a Quetzalcoatl, su héroe cultural.

En una nueva observación a la piedra veremos el símbolo 13-carrizo,[3] uno de los elementos centrales de su diseño. Este símbolo y el nahui ollin, 4-movimiento, recuerdan uno de los mitos antiguos que asociaban a estas combinaciones con la formación del quinto Sol:

“El quinto Sol:

4-Movimiento su signo.

Se llama Sol de Movimiento,

porque se mueve, sigue su camino.

Y como andan diciendo los viejos,

en él habrá movimientos de tierra,

habrá hambre

y así pereceremos.

En el año 13-Caña,

se dice que vino a existir,

nació el Sol que ahora existe.

Entonces fue cuando iluminó,

cuando amaneció,

el Sol de movimiento que ahora existe.

4-Movimiento es su signo.

Es éste el quinto Sol que se cimentó,

en él habrá movimientos de tierra,

en él habrá hambres.” [4]

[1]Cita tomada de Trece poetas del mundo azteca, de Miguel León Portilla, México, UNAM, 1984, p. 136.

[2] Felipe Solìs, “La Piedra del Sol”, en Arqueología mexicana, enero-febrero 2000; pp. 32-39.

[3] En los textos del siglo XVI el carrizo fue llamado también caña.

[4] El mito proviene de los Anales de Cuauhtitlán, fol. 2. Tomado del libro de Miguel León-Portilla, De Teotihuacán a los Aztecas, pp. 472 y 473.

El gran Chalchihuitl

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •   
  •  
  •  
  •